Se acerca la selectividad: Consejos para mejorar la concentración

20 de mayo de 2014
3
Se acerca la selectividad: Consejos para mejorar la concentración

Nos encontramos a menos de un mes de que se realicen las pruebas de acceso a las enseñanzas universitarias (también conocidas con el temible nombre de Selectividad). Si bien es cierto que tus alumnos ya han demostrado estar capacitados para soportar la presión de esos días y de permanecer concentrados en el estudio, os facilito seis recomendaciones muy sencillas para lograr que el trabajo de estos últimos días mejore su capacidad de trabajo y los resultados que obtendrán del mismo.

1. Recuérdales que más importante que el momento en el que van a estudiar, es conseguir encontrar el lugar más adecuado para estudiar.

Diles que tienen que evitar estudiar en lugares en los que su mente asocie recuerdos que no estén directamente relacionados con el estudio. El cuarto de la televisión, por ejemplo, no es un buen lugar, al igual que no lo es la cama ni posiblemente la cocina o un parque.

Una buena recomendación es que se acostumbren a estudiar en una biblioteca, o, si no les es posible, que lo hagan exactamente en el mismo lugar en el que han estudiado tan duro durante el último año para superar el Bachillerato.

Los cambios de última hora, la improvisación sobre el lugar de estudio, y cualquier distractor que se encuentre ubicado cerca o a la vista del lugar de estudio, conseguirán que les cueste mucho más concentrarse y, por lo tanto, obtener un buen rendimiento de su trabajo.

2. Enséñales a ejercitar la mente para conseguir centrarse en la tarea mediante el siguiente ejercicio: diles que durante unos minutos, no más de tres o cuatro, enciendan una vela en una habitación que esté en penumbra. Tienen que centrarse en la llama, en su forma y en su movimiento.

Diles que una vez que comiencen el ejercicio tienen que conseguir centrarse únicamente en la llama, alejando cualquier otro tipo de pensamiento de su mente. Cuando estén totalmente centrados en la llama, diles que tienen que fijarse en las fronteras de la misma, y haciendo uso de la mente tienen que intentar deformar la luz difuminando esos bordes.

Con este ejercicio aprenderán a centrarse en una única tarea, al tiempo que les servirá como práctica preliminar al estudio, predisponiendo a la mente a la tarea que va a realizar, y evitando que se interpongan segundos pensamientos que la alejen del estudio.

3. Aprender a descansar. El estudio, como cualquier otra tarea, causa fatiga, y es mucho más negativo forzar la mente intentando alargar el tiempo de concentración cuando se está fatigado que descansar unos minutos y volver de nuevo a la tarea debidamente oxigenado y descansa.

Cuando se encuentren cansados, diles que se levanten, abran la ventana o salgan al exterior, que respiren un poco de aire fresco, que estiren los músculos de las articulaciones y de la espalda y que se refresquen con un vaso de agua.

Encontrarán que, al volver al estudio, estarán mucho más descansados y su trabajo será mucho más efectivo.

4. Enséñales a planificar su tarea. Como en cualquier otra actividad el estudio se ve claramente beneficiado cuando se planifica el trabajo a realizar.

Un ejercicio sencillo y que ofrece excelentes resultados consiste en tomar una hoja en blanco y un lápiz y planificar el tiempo de estudio, las tareas a realizar y las materias a las que se va a dedicar.

Con este sencillo ejercicio no solo se planificará mucho mejor el tiempo de estudio que se necesita de acuerdo a las necesidades de tus alumnos, sino que sus mentes comenzarán a prepararse ante la tarea que están a punto de comenzar.

5. Enséñales que el estudio es una tarea que requiere que estén centrados en una única actividad. Si están memorizando unos datos no pueden estar realizando actividades de prueba, y si están escribiendo un resumen no les conviene estar pensando en cómo planificar la siguiente hora de estudio o en pensar dónde han guardado los materiales que va a necesitar más adelante.

Está demostrado que, en el estudio, si se intenta abarcar varias tareas al mismo tiempo se produce un progreso mínimo o nulo en la mayoría de ellas.

6. Enséñales a planificar las tareas a realizar de acuerdo a la importancia que tengan.

En algunas materias, es mucho más importante que sepan desempeñarse adecuadamente en tareas procedimentales (resolución de actividades prácticas), que en las tareas memorísticas. En otras la memorización y conexión de datos es mucho más importante que la realización de actividades prácticas.

Muéstrales a ordenar su tiempo de trabajo comenzando por lo más importante, dejando para el final aquello que sea de menor importancia y que puedan realizar cuando estén más fatigados.

Con estos sencillos consejos, una buena dosis de constancia y, sobre todo, con la confianza necesaria para saber que son capaces de superar estas pruebas, puedes tener la tranquilidad de saber que irán bien preparados y que habrán hecho un buen uso de su tiempo de estudio.

¡Suerte con la Selectividad!

 

3 Comentarios

(SM no se hace responsable de los comentarios realizados por los usuarios).
  • Pingback: Se acerca la selectividad: Consejos para mejorar la concentración - Educacion enpildoras.com

  • Pingback: Se acerca la selectividad: Mejora la concentrac...

  • Pau Hernandez 10 de junio de 2014

    Hola! Estoy compartiendo este vídeo sobre la #selectividad! Por favor me ayudaís a difundirlo? Gracias! bit.ly/1rCu6tA

    Déjanos tu comentario

    Rellena el siguiente formulario si quieres dejarnos tus comentarios. Es necesario rellenar todos los campos del formulario. Debes aceptar la política de privacidad antes de publicar. Todos los comentarios serán moderados y podrán ser eliminados si no cumplen las condiciones de publicación.

    *:

    *: