Cinco sencillos consejos para estudiar y aprobar Matemáticas

14 de Octubre de 2014
1
Cinco sencillos consejos para estudiar y aprobar Matemáticas

Las matemáticas (al igual que posiblemente cualquier otra asignatura) pueden convertirse en un escollo difícil de superar para cualquier alumno al que no se le enseñe adecuadamente. Con estos cinco sencillos consejos, seguro que serán capaces de mejorar sus calificaciones y superarán esta asignatura sin dificultades a lo largo de todo el curso:

1. Dedica una hora diaria a repasar lo que has aprendido en clase sobre matemáticas

Crear una rutina de estudio es uno de los pilares fundamentales para cualquier buen estudiante. En matemáticas esto es especialmente importante, puesto que un concepto mal aprendido puede dar lugar a errores importantes o a imposibilitar que el alumno aprenda correctamente los conceptos que se aprenderán posteriormente.

Enséñales a crear esta rutina: una hora diaria en un período de máxima concentración. Tienen que huir de las distracciones, tienen que evitar que sea en un momento en el que tengan que abandonar a medias porque tengan que iniciar otra tarea, o bien porque tengan que merendar o cenar.

Una hora diaria, con la adecuada concentración, es más que suficiente para superar esta y cualquier otra asignatura.

Recuérdales que al igual que en las actividades físicas, el estudio requiere de un período de adaptación, y que una vez que se hayan acostumbrado a cumplirlo les será muy fácil continuar con la tarea sin tener que hacer un sobreesfuerzo.

2. Enséñales a organizar su hora de estudio

Organizar el tiempo diario de estudio es tan importante como dedicar este tiempo todos los días. Os ofrezco la que me parece es la mejor manera de administrar este tiempo para optimizar los resultados que se pueden conseguir con él:

· La primero que se debe hacer, en el caso de haber tenido ese día clase de matemáticas, es resolver las actividades y problemas propuestos por el profesor.

· En el caso de que se disponga de más actividades, por ejemplo en el libro de texto, mi recomendación es que de manera voluntaria también se resuelvan. Aunque el profesor no las haya mandado para hacer en casa, siempre será recomendable resolverlas y en caso de tener alguna duda preguntarle a él el día siguiente. Para evitar cualquier problema resolviendo actividades que el docente tenga planeado realizar en la siguiente clase, recomiendo comentar con él este plan para que pueda indicarnos si hay alguna actividad que desee que no se trabaje en casa.

· A continuación se deben repasar las notas tomadas en clase y se tienen que pasar a limpio. Estas notas serán más adelante el verdadero material de estudio que se va a utilizar, por lo que es importante dedicarles el tiempo necesario para tener el material completo y totalmente comprensible.

· Por último, recomiendo repasar las notas de las clases anteriores y recordar los contenidos más importantes que se hayan aprendido.

 3. Enséñales a tenerlo preparado al menos con una semana de antelación

Todos los exámenes deben quedar perfectamente preparados con al menos una semana de antelación. De esta manera, se debe evitar a toda costa los atracones de última hora, con los nervios que conllevan y las dificultades para memorizar los contenidos que formarán parte de la prueba.

Durante esa última semana antes del examen recomiendo alterar el orden de la hora de estudio, dedicando ahora la primera parte al estudio y revisión de los apuntes personales, y dejando para la última parte la resolución de las actividades propuestas en clase. De esta manera, dejamos para el principio, cuando la mente está más fresca, la tarea que ahora es más importante.

Recuerda a tus alumnos que la planificación es fundamental: deben tener presente en todo momento el temario que va a formar parte del examen y lo deben tener preparado con antelación para poder disponer de él en cualquier momento por si les surge cualquier duda durante el tiempo de estudio.

4. Enséñales a revisar las actividades que ya han realizado

Con esta revisión serán conscientes de los tipos de actividades que pueden formar parte del examen, y podrán ver paso a paso cómo los han ido resolviendo.

Es importante (muy importante en realidad), hacerles ver que tienen que comprender perfectamente cada ejercicio y los pasos que han realizado para resolverlos. Si los entienden entonces los pueden resolver, aunque cambien los datos o el enunciado del problema.

Si los comprenden, es el momento de animarles a hacer otros que puedan encontrar en otras fuentes, como por ejemplo otros libros de texto, en internet, en cuadernillos de repaso, etc. Esto lo deben hacer siempre con varios días de antelación antes del examen, de manera que ante la posibilidad de que no comprendan alguno de los ejercicios puedan consultarlo con el docente y evitar así llegar al examen con la duda de si habrá algún concepto que no comprenden a la perfección.

5. Mejor si es dibujado

En matemáticas, posiblemente mucho más que en cualquier otra asignatura, el alumno dispone de la posibilidad de representar los contenidos con los que está trabajando. Así, los gráficos, la geometría, la trigonometría, pueden ser trasladados al papel de una manera gráfica que facilita enormemente su comprensión.

Enseña a tus alumnos que no basta con entender las cifras y las ecuaciones, si los ven representados adquirirán una nueva conciencia sobre los contenidos que han aprendido y les ayudarán enormemente a solucionar cualquier ejercicio al que tengan que enfrentarse.

1 Comentarios

(SM no se hace responsable de los comentarios realizados por los usuarios).
cristina 16 de Octubre de 2014

MUCHAS GRACIAS ME HA SERVID MUCHO DE AYUDA DE VERAS ME AS AYUDADO MUCHO ESPERO K ME SALGA BIEN ESTE EXAMEN DE MATEMATICAS

Déjanos tu comentario

Rellena el siguiente formulario si quieres dejarnos tus comentarios. Es necesario rellenar todos los campos del formulario. Debes aceptar la política de privacidad antes de publicar. Todos los comentarios serán moderados y podrán ser eliminados si no cumplen las condiciones de publicación.

*:

*: