Llegan las vacaciones. Enseña a tus hijos a confiar en la Policía

28 de noviembre de 2017
0
Llegan las vacaciones. Enseña a tus hijos a confiar en la Policía

Las vacaciones están a la vuelta de la esquina y con ellas las consabidas visitas a familiares, las salidas a centros comerciales, los paseos por el centro de la ciudad y otro gran número de actividades que conllevan, de una manera u otra, correr el riesgo de verse en medio de grandes aglomeraciones.

Una de las situaciones más comunes y que más estrés puede producir para los padres es perder el control sobre sus hijos. Cualquier pequeño descuido, por insignificante que pueda parecer, puede provocar que el niño se aleje y se despiste, ocasionando un problema ante el que podemos hacer varias cosas que pueden ayudarnos a que esta situación se solucione con mayor rapidez.

Sin duda alguna, uno de los primeros consejos que debemos dar a nuestros hijos es a aprender a confiar en la policía. No puede haber nada más absurdo ni más irresponsable que criar a los propios hijos con la creencia de que deben tener miedo a los agentes de policía.

Es común, y seguramente muchos lo habréis vivido, encontrarnos en ocasiones con padres que, cuando van con sus hijos y se cruzan con policías, les dicen aquello de: “pórtate bien o la policía te va a castigar”, o “si no te portas bien les digo que te lleven”. Yo lo he visto varias veces, y aunque siempre que lo he escuchado ha sido en un tono de chanza, lo cierto es que provoca en el niño un sentimiento totalmente contrario hacia el que tendría que tener al cruzarse con estos agentes.

Si tu hijo se pierde, una de las primeras cosas que debe aprender es a buscar ayuda en aquellos que mejor pueden ayudarle, y ahí, puedes creerme, la policía y la Guardia Civil tienen que ser la primera opción a la hora de que tu hijo busque esa ayuda.

Enseñarles a tener miedo, a ocultarse de ellos, a tener temor a hablarles o a responderles no va a ayudar a tu hijo en el caso de que los necesite, y puedo asegurarte que en una situación como esta vas a estar más que agradecido cuando cuentes con la ayuda de los agentes para resolver esta situación.

Otras cosas que pueden ayudar a que se resuelva más rápido: asegúrate de que tus hijos han memorizado tu número de teléfono, o si no hazte con una pulsera en la que puedas escribir su nombre, el tuyo y tu número de teléfono, así como también acostumbra a tu hijo a saber localizar un punto de encuentro seguro en el caso de que se pierda. También, enséñale a desconfiar de los desconocidos ante situaciones de peligro y a saber pedir ayuda en el caso de perderse.

Como padres no podemos asegurar el bienestar y la seguridad de nuestros hijos al 100%, pero sí podemos enseñarles hábitos de seguridad y comportamientos que nos ayuden ante situaciones de peligro, y enseñarles a confiar en la Policía es, sin duda, algo que siempre será de ayuda.

Déjanos tu comentario

Rellena el siguiente formulario si quieres dejarnos tus comentarios. Es necesario rellenar todos los campos del formulario. Debes aceptar la política de privacidad antes de publicar. Todos los comentarios serán moderados y podrán ser eliminados si no cumplen las condiciones de publicación.

*:

*: